Featured Sed In Lacus Ut Enim

Aliquam erat volutpat. Duis ac turpis. Donec sit amet eros. Lorem ipsum dolor. Mauris fermentum dictum magna. Sed laoreet aliquam leo. Ut tellus dolor, dapibus eget, elementum vel, cursus eleifend, elit. Aenean auctor wisi et urna. Aliquam erat volutpat.

17 de Julio: No Olvides Sus Bendiciones

Escucha:

Te alabaré, oh Jehová, con todo mi corazón; Contaré todas tus maravillas. Me alegraré y me regocijaré en ti; Cantaré a tu nombre, oh Altísimo.(Salmos 9:1-2)

Piensa:

Cuando pusimos nuestra fe en Jesús, recibimos ciertos privilegios. Recordar estas promesas es una buena manera de mantener un corazón agradecido, incluso cuando enfrentemos problemas en otros aspectos. Examinemos cuatro bendiciones.

1. El regalo de la salvación en Cristo.No importa qué prueba estemos enfrentando, ella es microscópica al lado del sacrificio de Jesús a nuestro favor. La cruz fue un precio muy alto a pagar, pero el Salvador tomó voluntariamente nuestro lugar para ofrecernos perdón y vida eterna.

2. La seguridad del amor de Dios.El Señor nos ama incondicionalmente (1 Jn 4.16). Lamentablemente, las tormentas de la vida pueden llevarnos a dudar de esto, pero Romanos 8.31-39 nos dice que nada puede separarnos del amor de Dios.

3. La respuesta a las oraciones. Tenemos el maravilloso privilegio de hablar con el Padre sobre cualquier cosa que nos agobie, y Él jamás se cansa de escuchar a sus hijos. Nuestro Dios omnipotente y omnisciente no solo es capaz de ayudarnos en cualquier situación, sino que también sabe la mejor manera de hacerlo.

4. Un plan personalizado. El Señor tiene una determinación, un plan y un propósito para nuestras vidas que Él llevará a cabo si le obedecemos. Nadie está exento de la adversidad, pero podemos confiar en que Dios usará todo para nuestro bien.

Las adversidades, las tentaciones y las pruebas nos tocarán a todos, pero el Señor permite las dificultades por una razón, incluso cuando no entendamos por qué (Ro 8.28). Por tanto, sométase al Padre, dele gracias por su sabiduría, y tenga la confianza de que Él cumplirá sus propósitos para usted.

Ora:

Señor, dame ojos agradecidos para ver siempre de primero las cosas buenas que colocas en mi vida. Fortalece en mi corazón la obediencia para seguir Tu voluntad y confiar en el maravilloso propósito que tienes y espera que cumpla, para Tu gloria.

Powered by WPeMatico

16 de Julio: Perspectiva en la Dificultad

Escucha:

Para que os dé, conforme a las riquezas de su gloria, el ser fortalecidos con poder en el hombre interior por su Espíritu. (Efesios 3:16)

Piensa:

Me gustaría hablar hoy acerca de las diferentes maneras cómo puede nuestra perspectiva impedir el logro de lo mejor que Él quiere para nuestras vidas.

Primero, nuestros procesos mentales en los momentos de dificultad pueden ser perjudiciales para nuestro éxito. En medio de la adversidad, es fácil que nuestra confianza vacile y quitemos nuestra mirada del Señor Jesús. Una vez que Dios deja de ser nuestro enfoque, el problema se magnifica. La negatividad puede vencer a la fe y aniquilar el ánimo. Entonces podemos estar tentados a claudicar, lo que obviamente frustra el plan de Dios para nuestro bien.

Segundo, tendemos a ver el obstáculo en términos de nuestras propias fuerzas y recursos, en vez de los de Dios. El apóstol Pablo entendía claramente esto, porque dijo: “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece” (Fil 4.13). La competencia y el amor del Señor son ilimitados. Él nos dará todo lo que necesitemos.

A menudo desaprovechamos lo mejor que Dios tiene para nosotros, porque vemos el obstáculo como un problema en vez de una oportunidad. Los obstáculos son una manera que tiene el Señor de demostrar su tremendo poder y aumentar nuestra fe.

¿Qué sucede cuando nuestro enfoque cambia a una perspectiva espiritual en cuanto a las dificultades? La tristeza se convierte en alegría, y experimentamos gozo.

Cuando Dios dio instrucciones a Josué, le reveló que Jericó sería derrotada. Pero Él no siempre muestra el panorama completo; a veces nos lo revela gradualmente. ¿Por qué razón? Para que aprendamos a confiar en Él cada día; el Señor quiere que dependamos de su guía hoy, y le confiemos el mañana.

Ora:

Señor, que pueda ver Tu inmenso poder delante de la adversidad, para estar siempre en paz, sin importar la situación, sabiendo que me acompañas. Amen.

Powered by WPeMatico

15 de Julio: Dar Gracias de Todo

Escucha:

Y la paz de Dios gobierne en vuestros corazones, a la que asimismo fuisteis llamados en un solo cuerpo; y sed agradecidos. (Colosenses 3:15)

Piensa:

¿Alguna vez ha notado usted que algunos versículos de la Biblia parecen más fácil de memorizar que de poner en práctica? Uno que nos viene de inmediato a la mente, especialmente durante el tiempo de Acción de Gracias, es “Dad gracias en todo, porque esta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús” (1 Ts 5.18). La palabra “todo” es desafiante, porque hay situaciones en la que no nos sentimos especialmente agradecidos. Hay problemas que enfrentamos, los cuales afectan negativamente todos los aspectos de la vida, robándonos la alegría y quitando nuestro enfoque del Salvador.

A lo largo de los años, ha habido veces cuando al comienzo del servicio de la iglesia, mi corazón ha estado en otra parte. Me he preparado mental y espiritualmente lo más que he podido para predicar el mensaje, pero emocionalmente he estado luchando con algún problema.

Han sido en esos momentos cuando he experimentado algo extraordinario. Cuando escuchando la música, mi corazón ha reaccionado a las palabras de los himnos. El Salmo 22.3 nos dice que el Señor habita entre nuestras alabanzas, y por eso somos sabios al darle gracias “en todo”, aun en las circunstancias difíciles. El hacer esto, mi atención ha cambiado de la adversidad, al amor, provisión y carácter maravillosos de Dios.

La Palabra de Dios nos exhorta siempre a expresar nuestra gratitud al Señor, no importa lo que estemos enfrentando. ¿Por qué razón? Porque cuando nos enfocamos en Dios en vez de hacerlo en el problema, nos damos cuenta de que Él ya nos ha dado la victoria.

Ora:

Señor, Te doy gracias por este nuevo que me regalas y en el que puedo disfrutar de la maravilla de Tu creación. Te agradezco Padre por cada prueba en la que aprendo a confiar más en Tu poder.

Powered by WPeMatico

14 de Julio: Amor sin Limites

Escucha:

Bueno es el Señor para con todos, y sus misericordias sobre todas sus obras. (Salmos 145:8)

Piensa:

Un sabio amigo me aconsejó que evitara las palabras «tú siempre» o «tú nunca» al argumentar sobre algo; en especial, con mi familia. ¡Qué fácil es criticar a quienes nos rodean y sentir rechazo hacia los que amamos! Pero, cuando se trata del amor constante de Dios por todos nosotros, este jamás cambia.

El Salmo 145 está inundado de las palabras todas y todos: «Bueno es el Señor para con todos, y sus misericordias sobre todas sus obras» (v. 9). «Sostiene el Señor a todos los que caen, y levanta a todos los oprimidos» (v. 14). «El Señor guarda a todos los que le aman» (v. 20).

Este salmo nos recuerda varias veces que el amor de Dios no tiene límites ni favoritismos. Además, el Nuevo Testamento revela que la máxima expresión de este amor se ve en Jesucristo: «Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna» (Juan 3:16).

La conclusión del Salmo 145 declara: «Cercano está el Señor a todos los que le invocan, a todos los que le invocan de veras. Cumplirá el deseo de los que le temen; oirá asimismo el clamor de ellos, y los salvará» (vv. 18-19).

¡El amor de Dios por nosotros siempre permanece; no falla nunca!

Ora:

Señor,  te alabamos por mostrar tu amor ilimitado a través de Jesucristo. te pido que en este nuevo día me ayudes a amarme, amar y servir, porque es en el amor donde está la esencia de la vida. Permíteme vivir y disfrutar intensamente de mi presente y las bendiciones que hay en mi camino y no me dejes tener tristeza por sueños del pasado o ansiedad por pensar el en futuro. Amén.

Powered by WPeMatico