Inicio » Noticias » China advierte a Estados Unidos sobre creciente poderío nuclear de Norcorea
China advierte a Estados Unidos sobre creciente poderío nuclear de Norcorea

China advierte a Estados Unidos sobre creciente poderío nuclear de Norcorea

Los expertos nucleares chinos estiman que Corea del Norte podría contar ya con 20 cabezas nucleares y con la capacidad de enriquecer uranio suficiente para duplicar esta cifra antes de 2016, informó este jueves el Wall Street Journal.

Durante una reunión a puerta cerrada en febrero, especialistas estadounidenses conocieron estas estimaciones, según el rotativo.

Estas cifras son las mayores avanzadas nunca por Pekín y también superan las estimaciones de Washington, que habla de entre 10 y 16 ojivas nucleares.

Siegfried Hecker, especialista en el programa nuclear norcoreano y asistente al encuentro de febrero, asegura que se agravó el desafío al que se enfrenta la comunidad internacional para intentar convencer al dictador comunista Kim Jong-un de renunciar a su programa nuclear.

“Cuanto más piensen que disponen de un arsenal nuclear completamente funcional y disuasivo, más difícil será convencerlos de dar marcha atrás”, añade al diario.

Kim Jong-un amenaza la estabilidad regional y preocupa al país más grande de Asia

Pekín se muestra cada vez más preocupado por las ambiciones nucleares de su aliado. Esta evaluación es la última de una serie de estudios de especialistas, para quienes Pyongyang avanza más rápido de lo previsto en la materia.

Investigadores norteamericanos estimaron recientemente que el programa nuclear norcoreano podría desarrollarse en los próximos cinco años hasta acumular, en la hipótesis más pesimista, unas reservas de 100 armas atómicas antes de 2020.

Corea del Norte llevó a cabo tres pruebas nucleares en 2006, 2009 y 2013, que le valieron la imposición de sanciones internacionales. Asimismo, cuenta con un programa de misiles balísticos bastante activo.

Las amenazas de Pyongyang a los Estados Unidos se han hecho tan habituales que pocos se las toman en serio. Pero China sí lo hace.