Codue favorece agilizar el Plan Nacional de Regularización de Extranjeros

El presidente del Consejo Dominicano de Unidad Evangélica, Rev. Fidel Lorenzo Merán,  expresó que lo ideal sería que el gobierno agilice el proceso de implementación del Plan Nacional de Regularización de Extranjeros en Situación Migratoria Irregular para que la nueva ley de naturalización pueda tener éxito.

Lorenzo Merán dijo también que el Poder Ejecutivo no debe tener prisa con el tema de la naturalización de extranjeros que están irregularmente en el territorio dominicano, ya que no se puede pretender que un problema que tiene décadas se resuelva simplemente  con una ley para complacer a un entorno internacional hostil y con intereses variados.

“Espero que podamos ver finalmente el anteproyecto de ley de naturalización ya que prácticamente ni se conoce.  Esa pieza debe estar adecuada a la Constitución de la República y a la sentencia 168-13, que es vinculante  a todos los sectores y pueda consensuarse con los sectores de la vida nacional”, dijo el presidente de CODUE.

Agregó que no es posible que sin una regularización exitosa se pueda hacer una naturalización. Definió como concepto básico a   la naturalización o nacionalización es el proceso por el cual un ciudadano de un Estado adquiere la nacionalidad de un segundo con el cual ha adquirido algunos vínculos producto de la estadía mantenida de manera legal en dicho país u otros motivos.

Recordó que el decreto 327-13 que instituye el Plan Nacional de Regularización de Extranjeros en Situación Migratoria Irregular en República Dominicana, representaba un paso previo para resolver básicamente la falta de documentación y la claridad de procedimiento de fijación de domicilio y tiempo de estadía entre otros elementos que constituyen pasos previos para una efectiva nacionalización.

Advirtió que uno de los problemas mayores es que en el caso de los haitianos, es que  el registro civil de su país de procedencia es muy precario, sus autoridades no tienen el interés de resolver el problema y cuando llegan a República Dominicana están indocumentados de manera primaria.  “En ocasiones  tienen problemas de documentación por generaciones” expresó Fidel Lorenzo.

Indicó que es muy perjudicial para el país una “nacionalización masiva”, porque además de no tener precedentes en el mundo, el problema lo tendríamos siempre ya que el país prácticamente tiene una frontera abierta donde pasan cientos de indocumentados.